lunes, 11 de enero de 2016



                                    "La música"  "The Music"


La música, decía Liszt, es el corazón de la vida. Por ella habla el amor; sin ella no hay bien posible y con ella todo es hermoso. En la música, según Schopenhauer, todos los sentimientos vuelven a su estado puro y el mundo no es sino música hecha realidad. Y en verdad, como decía  Tchaikovsky, sino fuera por la música, habría más razones para volverse loco. 
Hola amigos! Quiero estrenar el año con un elemento motivador como la música y compartir con todos vosotros una gran "celebración". Nuestro particular acontecimiento comienza en un singular escenario llamado "Cateura"; un barrio ribereño del río Paraguay en la periferia de Asunción. Allí se ubica un vertedero donde día tras día, se va acumulando un "capital"de ochocientas toneladas  de basura y con el que sobreviven unas seiscientas personas.
Con el ingenio, la capacidad creadora y de superación, el tesón y la entrega de gente comprometida; muchos de los vertidos han sido transformados en instrumentos musicales.     Bajo el lema "el mundo nos manda basura y nosotros le devolvemos la música" se creó la "Orquesta de instrumentos reciclados de Cateura".  Era la oportunidad y esperanza para muchos niños y jóvenes sin futuro, de un "aprendizaje" musical a través del cual, se ahuyentaron los miedos  mediante la combinación de sonidos, melodías y ritmos producidos por instrumentos muy "mágicos".
De nuevo la música  tiende puentes interpretando en algunos escenarios del mundo, unos hermosos acordes. Los más vulnerables de Cateura son los protagonistas de esta gran historia convertida en la "armonía del vertedero".  
                                       



   





Un instrumento de viento el "saxofón" hecho con un trozo de cañería de agua, una canaleta, latas de maíz, latas de pescado, de aceite, chapas y mangos de cucharas y tenedores.



 

Violas y violines hechos de asadera o fuente para cocinar de aluminio, maderas de palé, y tenedores entre otros utensilios. 

                       

                                         
Contrabajo y guitarra hechos con latas de treinta litros de aceite y latas de conserva.






 





Vertedero


La orquesta en el concierto de mi ciudad (Sevilla)


  Una pequeña muestra que os regalo a todos. Es el resultado  del esfuerzo y trabajo transformado   en música.
                                                                                                               
¡Feliz año amigos!
                                                                                                                 Ardilla