domingo, 18 de enero de 2015


                                            Luz - Light
Las pasadas navidades tuve la venturosa oportunidad de vivir unos momentos únicos e inolvidables. Mi experiencia se produjo al asistir a una de las muchas representaciones que se hacen con motivo de las fiestas navideñas.
La representación iba dedicada a personas “muy especiales” y cuando digo muy especiales no me refiero por su discapacidad, que sí que la tenían; eran niños sordomudos y ciegos. Me refería a la capacidad de los allí concentrados, esa “gente especial” que junto a los niños pusieron LUZ y ALEGRÍA al evento.
Los rostros de muchos reflejaban alegría y gratitud. Se respiraba afán colectivo de superación. Juntos; familiares y monitores, estaban concentrados en vivir cada momento con el anhelo y el reto de no rendirse. A pesar de las dificultades, allí no faltó la comunicación. El desafío, desde mi punto de vista, no fue vencer los obstáculos ya que éstos se salvaron a través del lenguaje signado; el gesto o el tacto.
 El desafío para mí fue entender lo que allí sucedía. Si realmente apreciáramos el mundo tal y cómo es, descubriríamos que la vida nos desafía con sus misterios; quizá nos interroga o nos propone continuamente actuar, intervenir para cambiarla de la mejor manera que podamos. El reto estará, en que por muy ardua que sea la situación, la vida prosiga con fuerza; y ya que se nos presenta con todos sus rostros lo difícil, lo agradable y lo misterioso, pongámonos en sintonía con los propósitos de la vida y entonces quizás, veamos la LUZ.
Luz que renace cada mañana con los primeros resplandores del alba. Luz de la aurora, que nos invita con sus rayos a despertar los sentidos y a elevar nuestra mirada hasta los confines del horizonte. ¡Qué generosa! ¡Oh luz! que iluminas al mundo con tu resplandor y conviertes tus rayos en esperanza. Pero mira, seguimos dormidos; nuestros ojos entornados, nos limitan la visión y sólo percibimos un pequeño espacio.  Pero existe otra manera de ver. ¡Ve!. Una vez al menos, mira de otra manera.  ¡Ve!,  aprende a mirar con claridad y no digas que no hay LUZ.

                                                                                              "Ardilla"

                                                                               


Ardilla
Ardilla

Ardilla


Ardilla

Ardilla

Ardilla


Ardilla

Ardilla

Ardilla
Ardilla

Ardilla

Ardilla

Ardilla

Ardilla

Ardilla

Ardilla

Ardilla

Ardilla

Ardilla